Opinión Posverdad

Published on octubre 10th, 2020 | by EcoPolítica

0

La posverdad como batalla emocional

Por Carlos Paredes [1]

A buen saber del lector, personas hay en el mundo defendiendo que el globo terráqueo no es globo sino baldosa. En la horizontal de tan plana línea de ideas, a izquierda y derecha del espectro ideológico, (no caben arriba y abajo en la planicie mundial) hay quien defiende que el coronavirus no existe. Con frecuencia, en el raso intelectual de tan llana línea de pensamiento, las ramificaciones se extienden a que el VIH tampoco existe, los aviones nos fumigan con mágicos productos químicos para controlarnos, el cambio climático es falso, y las grandes potencias mundiales tienen sofisticadas armas para provocar catástrofes naturales por radiofrecuencia; una especie de bluetooth gigantesco que les provee el control de la atmósfera y la corteza terrestre.

Del esperpento a la posverdad, sólo la hipérbole nos separa en el camino de la invención mágica; la necesidad de cristalizar un ente, sea humano o no, que justifique nuestra situación. Es la religión del siglo XXI.  Despreciar la ciencia, para instalarnos cómodamente en el mito, en el espacio seguro de respuestas que nos exoneran del esfuerzo de pensar, o mejor aún, de nuestra propia responsabilidad. No puede haber sentimiento de culpa si nuestros problemas no los causamos nosotros, sino la voluntad del altísimo que por enésima vez nos pone a prueba.

Y de eso va todo esto, de sentimientos y no razones. De engaños constantes circulando por redes sociales a los que damos pábulo porque nos hacen sentir mejor. De configurar archienemigos de la humanidad sobre quienes volcar la responsabilidad por lo mal que lo pasamos. Es una constante humana, y política; fabricar héroes que se enfrentan a nuestros demonios. Fabricar demonios que den sentido a nuestros héroes.

¿Cómo de protegidos estamos a fecha de hoy contra la posverdad? ¿Lo hemos estado alguna vez? Las personas que pasaron la nochevieja del año 1000 refugiadas en iglesias de toda Europa, pensando que el mundo se acabaría al despuntar el alba… ¿Eran víctimas de la posverdad de su tiempo? Si algo va a marcar cómo reaccione la sociedad del futuro frente a los grandes retos globales (y la mayoría lo son) va a ser cómo reaccionemos ante la posverdad. La capacidad de discernirla y desecharla.  

El retorno a una Edad Media con tecnologías del siglo XXI depende de la cantidad de gente que se deje arrastrar por la comodidad emocional de la posverdad; a veces descarada, a veces deformando la realidad.  

Usted, que es una persona inteligente, podría concluir que la posverdad es fabricada por personas que, conocedoras de la realidad, la manipulan para satisfacer intereses propios. Incluso, desarrollando esta idea, podríamos concluir que las élites del futuro se discernirán del resto por el conocimiento de la realidad. Siento contradecirle, si la posverdad se convierte en la norma, ¿cuánto tardarán esas personas en ser víctimas de la misma? Si la gente que piensa que el COVID19 es una invención se torna en aplastante mayoría, ¿cuánto tardarían en marginar a los científicos que afirman lo contario?

Urge la dignificación de las instituciones y muy especialmente de los medios de comunicación que en países como el nuestro, con demasiada frecuencia, se amparan en la libertad de prensa para pervertirla y convertirse en emisores de posverdad. Las noticias falsas son desgraciadamente noticia a día de hoy.  

Presidentes de importantes gobiernos afirmando públicamente que el cambio climático no existe, o que determinadas enfermedades no son tales, para poder hacer caja y satisfacer intereses económicos, unidos a la mentira de la austeridad como salvación redentora para la última gran crisis, han llevado a millones de personas a instalarse en la cómoda posverdad, que, aunque falsa, les hace sentir más cómodos y seguros. Y esa es la clave, el sentir.

Que el siglo XXI termine o no en una nueva Edad Media, depende en gran medida de una batalla emocional.


Notas

[0] La imagen que encabeza el presente artículo procede de este enlace y tiene licencia de uso gratuito.
[1] Carlos Paredes es integrante de EcoPolítica y fue portavoz de Democracia Real Ya desde sus orígenes hasta el primer aniversario del 15M.

3 votes

Tags: , , ,


About the Author



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Back to Top ↑