Derechos y Responsabilidades

Published on julio 6th, 2016 | by EcoPolítica

0

Un verde peligroso: amenazas a periodistas y defensores de derechos humanos medioambientales en Europa

Traducción del informe de ARTICLE 19 [1]:

A Dangerous Shade of Green: Threats to Environmental Human Rights Defenders and Journalists in Europe

Hace ya cuatro meses del asesinato de la hondureña Berta Cáceres, firme defensora de los derechos humanos y del medioambiente. Su muerte causó gran conmoción dentro y fuera de Honduras, y ha generado una oleada de voces que piden, ahora con más fuerza que nunca, una mayor protección a los defensores de derechos humanos, en particular aquellos relacionados con la defensa del medioambiente.

Honduras ha sido señalado como el país más peligroso para ser defensor del medioambiente, y hay indicios para pensar que el caso de Berta Cáceres es tan solo la punta del iceberg. Si bien son casos como el de Berta los que hacen despertar a la comunidad internacional, los ataques y amenazas a los defensores del medioambiente se dan prácticamente en todos los países del mundo. Si bien existen distintos grados de gravedad en las violaciones perpetradas tanto por actores estatales como empresariales, podemos decir que existe un patrón generalizado dirigido a obstaculizar las actividades de denuncia y de defensa del medioambiente. Europa no es una excepción, como muestra el informe de la organización ARTICLE 19 que aquí presentamos traducido al español:

Un verde peligroso: Amenazas a periodistas y defensores de derechos humanos medioambientales en Europa (Descargar PDF)

En este informe de ARTICLE 19 se documenta cómo activistas y periodistas medioambientales de toda Europa y Asia Central enfrentan serios retos al intentar promover el acceso y la difusión de la información sobre el medio ambiente y el debate público acerca de cuestiones medioambientales. Aquí tenéis un pequeño adelanto de la traducción adaptada por EcoPolítica:

“Sin información ni discusión la sociedad sería incapaz de conseguir su derecho a un medioambiente saludable: la gente sería inconsciente de las amenazas ambientales a las que se enfrentan, y se verían desamparadas al no estar equipadas para participar plenamente en el desarrollo de políticas, que incluye la capacidad de expresar opiniones independientes.

Es frecuente pensar que las violaciones de derechos humanos ocurren en países con democracias frágiles o de tradición autoritaria. Sin embargo, la existencia de amenazas a defensores de derechos humanos medioambientales se demuestra en casi todos los países: incluso en las democracias más avanzadas se siguen usando medidas ilegales contra aquellos que denuncian determinados peligros y problemas medioambientales. Si bien existen normas internacionales que los protegen, defensores, activistas y periodistas que se involucran en la defensa del medioambiente ven sus derechos humanos violados a menudo: desde medidas de vigilancia y de hostigamiento, incluyendo restricciones injustificadas de la libertad de expresión, de asociación y de manifestación, hasta ataques contra la libertad y la integridad física, con el objetivo de evitar que se difunda información sobre determinados riesgos medioambientales ligados a actividades del Estado o de empresas privadas.

Este tipo de restricciones y amenazas a las personas que denuncian públicamente determinadas actividades empresariales o estatales no sólo afecta a los derechos humanos de activistas y periodistas, sino que viola el derecho a la información de los ciudadanos en general. Al impedir que la información llegue al público, se fomenta un clima de impunidad en el que actores estatales y no estatales pueden causar daños medioambientales y sacrificar la salud pública en aras de un beneficio en muchos casos contrario al bien común y exento de rendir cuentas ante la ciudadanía.”

Para seguir leyendo la traducción adaptada del informe de ARTICLE 19, click aquí

Notas

[0] La imagen que encabeza el presente artículo es la detención de un activista ruso por protestar pacíficamente contra la extracción de petróleo en el Ártico. © Denis Sinyakov / Greenpeace.
[1] Traducido para EcoPolítica por Sara Pastor, coordinadora del área de Un Mundo con Derechos, e Ignacio Fresco, coordinador del área de Energía y Medioambiente.

 

2 votes

Tags: , , , ,


About the Author



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Top ↑